Se inició el juicio al ex sacerdote Carlos Eduardo José (62) por «abuso sexual gravemente ultrajante triplemente agravado» contra una alumna del colegio San José Obrero, establecimiento que dirigía cuando, según la acusación, se produjo la agresión sexual.

De acuerdo a distintas versiones, durante la primera audiencia, José tras permanecer tres años y medio en prisión preventiva, volvió a encontrarse con su principal acusadora, Mailín Gobbo, quien hoy tiene 33 años, y otras tres alumnas que también aseveran haber sufrido abusos y actuarán como testigos en el debate oral que tienen a su cargo los jueces del Tribunal Oral en lo Criminal N° 2 de San Martín.

Si bien Gobbo presentó la denuncia ante la Justicia en 2017, ella ya había denunciado al por entonces cura José ante el Obispado de San Martín en 2009, tras contarles a sus padres lo sucedido. Las autoridades del clero, a cargo del recientemente fallecido monseñor Guillermo Rodríguez Melgarejo “intentaron silenciar a la familia y trasladaron al sacerdote a la parroquia San José Obrero de Tandil, a cargo de la diócesis de Azul, una estrategia que la Iglesia Católica suele aplicar para proteger a los curas”, señala Página 12.

El año pasado, durante la pandemia, la defensa del acusado pidió su excarcelación; la solicitud fue negada por tener como antecedente haber permanecido prófugo durante una semana. Carlos José está detenido en José León Suárez, desde julio del 2017, año en que presentó la renuncia clerical.